Desintoxicación digital: dale equilibrio a tu vida - Agencia Digital
Desintoxicación digital: dale equilibrio a tu vida

Sin categoría / Marzo 17, 2017

Desintoxicación digital: dale equilibrio a tu vida

¿Recuerdas cuándo fue la últimas vez que te fuiste adormir sin consultar tu teléfono móvil? o ¿que sales de casa y lo olvidas?… Si tu respuesta es “no lo recuerdo”, probablemente necesitas una desintoxicación digital.
En estos tiempos, la adicción a la Internet y redes sociales, entre otros, se hace cada  vez más notorio, por tal motivo, hay un número considerable de personas que optan por algo radical “desconectarse” de todo o al menos hacen el intento.
Existe un abanico de opciones para hacerlo. Podríamos comenzar con el siguiente:
“Desconectar para reconectar” es el lema de Digital Detox, una de las organizaciones que inició el movimiento en San Francisco (EE.UU.), en 2012, justo un año antes de que el Diccionario de Oxford incluyera por primera vez el término digital detox entre sus páginas.
“Llevo un año desconectado de internet y no echo de menos nada”.
Su fundador, Levi Felix, trabajaba sin descanso 70 horas a la semana en una startup, hasta que fue hospitalizado en 2008 por agotamiento.
Poco después, cambió su computadora por una mochila, se fue con su novia a viajar por el mundo y se mudó a una isla remota en el sureste asiático.
La experiencia le abrió los ojos y le inspiró a crear su empresa -dos años y medio y 15 países después- para organizar retiros de yoga y meditación que ayuden a la gente a desconectar de la tecnología.
Desde entonces, el número de iniciativas con ese mismo propósito no ha dejado de crecer.

Un descanso digital: al menos 3 días

“Vivimos en un mundo cada vez más digitalizado”, señaló el fundador de Digital Detoxing, Martin Talk, a un Diario reconocido.
Martin organiza “descansos digitales” para que sus clientes puedan ausentarse del universo tecnológico durante un tiempo y curarse de su adicción digital, “normalmente por un mínimo de tres días”.
“La gente necesita tiempo para adaptarse”, aseguró. “La reacción inicial es el horror de tener lejos el teléfono o efectos como la ‘vibración fantasma’ en el bolsillo, que les hace pensar que el aparato está sonando aunque no esté ahí”.
Asimismo, dijo que a medida que avanza el proceso, la gente comienza a sentirse “mucho más relajada”.
“Muchos lo describen como una profunda bocanada de aire fresco. Se sienten más comprometidos con el mundo que les rodea”, comentó el especialista.

 Retiro de silencio: 10 días

Una joven española  vivió una experiencia similar, durante 10 días se desconectó por completo del teléfono y todo lo que implica a RRSS; participó en un retiro, alejada de la tecnología y aseguró que “los cinco primeros días fue duro. Pero no abandoné y decidí vivir la experiencia hasta el final”, le contó al reconocido diario.
Este tipo de retiros no pueden hacerse por menos tiempo. La experiencia implica levantarse todos los días a las 4 de la mañana y meditar dos horas, desayunar, meditar en grupo, comer, y meditar hasta el final del día (e irse a la cama sin cenar).
Pero ¿cómo es volver al “mundo digital” después de una experiencia de este tipo?
“Me sentí rara al principio, como si me faltara algo; como si no estuviera conectada con el mundo”,  señaló la joven española.
“Usar el teléfono móvil de nuevo fue lo más extraño. No estaba segura de querer engancharme de nuevo y me costó. Pero creo que más gente debería hacerlo para aprender a controlar el hábito”.

Terapia de desconexión: al menos 6 meses

Marc Masip, psicólogo y director del Instituto Psicológico Desconecta, en Barcelona, le dijo al diario “es muy difícil desengancharse del teléfono y las redes sociales pero muy fácil volverse a enganchar”.
Masip dice que la “intoxicación digital” se trata como cualquier otra adicción, aunque en este caso no hay sustancias vinculadas a ella, sino conductas.
Y subraya que cada caso es diferente, pero se necesitan al menos seis meses de tratamiento cognitivo-conductual de cambio de hábitos para que sea efectivo.
“En realidad, no se trata de cuánto tiempo de terapia se necesite. No se trata de dejarlo sin más, sino de averiguar por qué existía esa adicción y qué conflictos ocasionaba”.
Su programa incluye campamentos de desintoxicación con deportes, meditación y sesiones psicológicas.
“Al principio, los pacientes nos dicen que tienen ansiedad, pero después se sienten relajados. Mejoran todos los aspectos de la vida, desde el trabajo hasta las relaciones sociales”, explicó Masop.
“Es necesaria la concienciación social, darnos cuenta de que tenemos un problema y hacer un plan individualizado para cada persona. Hay un perfil de adicto y una hoja de ruta, pero cada caso es diferente”.
Lo difícil, dice Masop, es darse cuenta de que existe una adicción.

Hacerse a la idea: 1 día

Frances Booth, especialista en desintoxicación digital y autora de “La trampa de la distracción: cómo concentrarse en un mundo digital”, dice que necesitamos desconectar del mundo digital por razones de “salud y productividad”.
Aseguró que “mucha gente está estresada y abrumada por exceso de información y sufre por la demanda de estar constantemente conectada. Necesitamos lograr un mayor equilibrio”.
Booth señala que hacer una desintoxicación digital “puede ayudarte a recuperar el equilibrio y, cuando vuelves al trabajo, eres más productivo”.
Pero ¿cuánto tiempo se necesita?
“Es increíble la diferencia que puede hacer simplemente un día sin estar constantemente conectado”, aseguró la escritora.
Si lo haces desde casa, debes poner todos tus aparatos en un cajón o en un armario cerrado, fuera de la vista
Por su parte, la fundadfora de la firma especializada en desintoxicación digital Time To Log Off” (Hora de desconectarse), en Londres (Reino Unido),  Tanya Goodin,  expresó que “incluso una hora o dos son suficientes para ‘reiniciarse’ y calmar la mente de la estimulación digital constante”.
“Pero para lograr mejores beneficios (sobre todo, un mejor descanso) recomendamos 24 horas.
Y, para que sea efectivo, debes “apagar por completo tu teléfono, tableta, computadora y cualquier otro aparato digital, lo cual implica no conectarse a las redes sociales y retirarse por completo (de manera temporal) del mundo digital”.

¿Aún no sabes si deberías hacerlo?

Goodin ofrece el siguiente consejo: “Si notas que tienes falta de sueño y que te cuesta concentrarte, que tu estado de ánimo decae siempre que usas las redes sociales, una desintoxicación digital te resultará, sin duda, de gran ayuda”.
 
Fuente: Lucia Blasco:  http://www.bbc.com/mundo/noticias-39291678